domingo, 29 de octubre de 2006

Encontrar


"Cuando alguien busca, suele ocurrir fácilmente que sus ojos sólo ven la cosa que anda buscando, que no puede encontrar nada, que no deja entrar nada dentro de él, porque siempre está pensando en la cosa buscada, porque tiene un fin, porque está poseído por este fin. Buscar significa tener un fin. Pero encontrar quiere decir ser libre, estar abierto a todo, no tener un fin".

Herman Hesse: Siddhartha (el libro en el que encontré a Kamala)

A veces es difícil dejar de mirar concentradamente la meta para poder contemplar el camino, y sus orillas, y quizás atreverse a explorar.
A veces a uno no se le ocurre contraponer búsqueda y libertad.
A veces lo más difícil es liberarse de la venda y la traba de esa búsqueda, de las metas, de los fines y los anhelos, para poder por fin encontrar.
A veces uno encuentra entonces algo que no se le había ocurrido desear o esperar.
Y a veces uno se encuentra a sí mismo donde menos o nunca se le hubiera ocurrido buscar.

Quién sabe lo que te puedes estar perdiendo por tanto buscar...
Por si acaso, dale una oportunidad.
Podrías dejar de buscar, aunque sea difícil,
aunque sólo sea un rato y aunque sólo sea por probar.

Quién sabe lo que puedes encontrar.

5 comentarios:

Destroyer dijo...

Hace ya mucho tiempo que decidí dejar de buscar. Prefiero que esperar a que me llegue. Cuando buscaba no encontraba. Ahora sin buscar todo llega. La vida rueda y si algo ha de pasar pasará. Creo mucho en el destino.

kamala dijo...

Yo también encontré justo cuando había dejado de buscar... Y no creo en el destino, pero a veces mirando las cosas y como vienen y van, tengo la tentación de creer (y aún no tengo claro si eso sería bonito, reconfontarte o terrible).

En realidad creo que el destino, como la belleza, está en el ojo del que mira. Intentamos darle sentido a todo esto que nos pasa, y nos esforzamos (o nos sale sin esforzarnos, casi como un espejismo) en ver ahí la mano del destino.

En todo caso, qué mas da. La realidad siempre es lo que tú crees que es, ¿no?

Anónimo dijo...

Pessoa lo clava. No crees?

Tengo pena y no respondo.
Mas no me siento culpado
porque en mi no correspondo
al otro que en mi has soñado.
Cada uno es mucha gente.
Para mi soy quien me pienso,
para otros - cada cual siente
lo que cree, y es yerro inmenso.
Ah, dejadme sosegar.
No otro yo me sueñen otros.
Si no me quiero encontrar,
¿Querré que me halleis vosotros?

lo mejor es lo que no ves venir, casi siempre...

Anónimo dijo...

sorry por la reiteración pero aunque creo que lo conoces seguro que te gusta revisitarlo como a mi

Fragmento

Tenemos quienes vivimos,
una vida que es vivida
y otra vida que es pensada,
y la única en que existimos
es la que esta dividida entre la cierta y la errada.
Mas a cual de verdadera
o errada el nombre conviene
nadie lo sabra explicar;
y vivimos de manera
que la vida que uno tiene
es la que el se ha de pensar.

kamala dijo...

Grande, Pessoa.

Gracias por ponerlos, porque no conocía estos poemas.

Un saludo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...