viernes, 26 de septiembre de 2008

Mío




Mi gente
mis noches
mis cenas
mi casa
mis pasos
mi cochiño
mis charlas
mis canciones
mis libros
mis cervecitas
mis risas
mis pérdidas
mis desencuentros
mis encuentros
mis reencuentros
mis despedidas
mis nostalgias
mis idas
mis venidas
mis vueltas
mis bobadas
mis abrazos
mis pelis
mis niños
mis manos
mi sitio
mis ratos
mis besos
mi chico
mi gente.

Mi gente.

Lo mío.
Los míos.

Minha galera

En gallego, decirle a alguien "meu" (el pronombre posesivo, en castellano "mío"), usado como vocativo, simplemente, sin nada, tiene un valor profundamente afectivo.

Posesión no es lo mismo que pertenencia. Y hay veces que los posesivos expresan pertenencia, afecto, amor. Aunque el amor no sea en realidad posesión, por más que a veces parezcamos empeñarnos en que sí, convirtiendo todo en un gran ,y a menudo fatal, malentendido.

Lo mío no es lo que me pertenece, sino aquello a lo que yo pertenezco. Lo que quiero. Y los que quiero. Y los que quiero que me quieran.

Es que hay veces que el lenguaje no llega. Pero con él tenemos que apañarnos.

Feliz fin de semana.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...